viernes, 20 de mayo de 2016

MARÍA HELENA DEL PINO


MARÍA HELENA DEL PINO
(Tenerife, 1994)




Se mudó a Madrid con 18 años. Estudia Psicología en la UCM, y presenta y coordina las jams en el bar literario Diablos Azules. Es miembro de la asociación Poetry Slam Madrid. Escribe en la calle con una máquina antigua, proyecto que tiene con otros poetas llamado Momento Verso. En su blog pueden leerse algunos de sus poemas.
mhdelpino.wordpress.com




¿De qué te salva la poesía?
Me salva fundamentalmente de mí, pero también se preocupa de que el mundo no me haga daño.

¿Un verso para repetirse siempre?
"preocuparse por el futuro es destruir el amor y la esperanza del mundo" - J. Joyce.

¿Narrativa, teatro, ensayo… o sólo poesía?
¡Me encanta el teatro! Lo disfruto más que cualquier otro género, pero a la hora de escribir... poesía.

¿Qué otras disciplinas artísticas practicas?
El arte, en todas sus formas, tiene toda toda mi admiración.

¿Cuándo comenzaste a escribir poesía?
En el instituto. Mitad de los recreos me los pasaba en la biblioteca, leyendo y escribiendo, y la otra mitad socializando, era el equilibrio perfecto.

¿Qué crees que define tu obra?
La introspección sin duda; esa incapacidad que tengo para descubrirme a mí misma hace que mis poemas tengan una tendencia hacia la búsqueda. A veces me encuentro, a veces no.

¿Crees que existe en las islas un estilo propio, una manera particular de hacer poesía?
He bebido demasiado poco de las islas como para poder saberlo, mi despliegue literario ocurrió al mudarme a Madrid, pero si he de suponer diría que sí. La influencia del contexto siempre es indiscutible.

¿La poesía está de moda?
"la poesía no necesita adeptos, sino amantes" que diría Lorca.
No creo que esté de moda. Es cierto que está teniendo más visibilidad, y que ha habido un "fenómeno fan" que ha sorprendido a algunos autores, pero a mi parecer hay una gran brecha entre eso y que esté de moda.

¿Crees que faltan referentes en la poesía?
Sí, creo que hacen falta buenos referentes. Y hacen falta mujeres referente sobre todo, que somos la mitad de la población y a veces tengo la sensación de nos han olvidado.

¿Qué pretende uno cuando escribe?
Para mí escribir es denunciar. Ya sea una denuncia buena o una denuncia mala, pero me sirve para poner sobre la mesa de mi conciencia lo que está pasando, tanto en mi interior como en el espacio que ocupo en la sociedad.

¿Qué libro debe estar en todas las bibliotecas?
Las bibliotecas deben tener muchos libros para que la palabra biblioteca cumpla su significado. Aún así diré que Un cuarto propio de Virginia Woolf es imprescindible, pero por decir uno.

Amor, muerte, tiempo, vida…, ¿cuál es el gran tema?
Todos en cóctel. Los eternos temas que nos preocupan y nos conmueven. Todo lo que no podemos controlar.

¿Qué verso de otro querrías haber escrito?
"te acariciaré como si fueras un lago de miel en la palma de mi mano".

¿Escribir, leer o vivir?
En mi caso, para que alguna de ellas ocurra son necesarias las tres.

¿Dónde están las musas?
No me siento cómoda con la palabra musa.
La inspiración está donde menos te la esperas. Ayer escribí un poema en la sala de espera para una citología.

¿Qué no puede ser poesía?
Me gustaría decir que nada, puede que nada no lo sea. No lo sé, creo que la poesía se ve y la ves o no la ves.

¿Cuál es el último poemario que has leído?
Los elementos de la noche de José Emilio Pacheco

Si todos leyéramos versos, el mundo…
O sería el lugar más maravilloso del universo o se destruiría. Nunca lo sabremos.

Tres autores para vencerlo todo.
Te voy a dar 3 nuevos, porque muchos viejos ya han vencido.
Silvia Nieva, Tulia Guisado y Pablo Cortina.

¿Papel y lápiz, teclado o smartphone?
Intercalo todo, pero necesario libreta y boli.







No hay comentarios:

Publicar un comentario